Daniel Galantz es un fantástico humorista gráfico que los que siguen este blog ya conocerán. Para los que no lo conozcan recomiendo que visitéis su blog GALANTZ.

Pues bien, cual fue mi sorpresa cuando hace unos días abrí mi correo y vi un mensaje suyo en el que me enviaba un bonito diseño para El Microrrelatista. Me gustó mucho y es el que podéis ver en la cabecera de esta página.

¡Gracias Daniel!

martes, 29 de mayo de 2012

EXPLICACIÓN CONDENSADA..

En algún lugar contienden,
en agún lugar compiten, en algún lugar se someten
o esclavizan,
o gozan, o aman, o matan, o mueren,
o sufren,
o enriquecen,
o se arruinan,
o se recuperan,
o se rinden.
Y todo sigue batiéndose en una sopa infernal.
Y a nadie le importa,
mas que por momentos,
y regresan a atender su propia situacíón,
la cual a nadie le importa,
mas que por momentos.
Y el juego de máscaras sigue,
aún cuando algunos llegan sin máscara,
el juego persiste,
y puedes perder o ganar o salirte,
pero el juego persiste,
te guste o no,
y aunque te mueras, sigue.

11 comentarios:

Caro Orozco dijo...

Frío, Real, Brutal.... de esos textos que Desagarran por que en algún Lugar.....

Sandra Montelpare dijo...

Excelente, Carlos! A nadie le importa que estés o te salgas del juego, tal cual. Y en el medio, en el medio deberíamos intentar no rendirnos, no? Saludos van!

frank dijo...

Exelente enserio!

Arturo dijo...

Carlos:
Por supuesto, no somos el centro del universo, eso lo sabemos.
Pero, también nos consta que, todo aquello que nos rodea hace a nuestra vida, que -por cierto- es lo que más cuenta.
Un saludo

Cybrghost dijo...

La vida, sin más.

Pilar dijo...

Contundente por el contenido y por la forma de expresarlo. Las frases cortas del principio van marcando un ritmo que acelera la lectura al igual que la vida misma, en la que todo pasa a pesar nuestro.
Excelente micro, saludos!

Yashira dijo...

Parece el juego de la vida, pase lo que pase, siempre sigue adelante, contigo o sin ti.

Muy bueno Carlos,

carlos de la parra dijo...

Nuevamente agradezco a todos mis colegas que me den el privilegio de su lectura.
Escribir es algo batante complejo y no contamos con una medida que nos marque el progreso; en el mismo sentido que un deportista puede acortar el tiempo para recorrer una justa de 100 metros planos o de uno o varios kilómetros.
Y quizás sea mejor pues no nos pone una presión tan extenuante.
Hace muchos años dos amigos se retaban cada semana en carreras de 5 kilómetros, y se presionaban tanto que se iban turnando el triunfo. Finalmente uno de ellos llegó al día siguiente de una carrera de ésas a retar al otro en sus oficinas de trabajo, para su enorme sorpresa le informaron los compañeros qué se les acababa de avisar su eterno deceso.
Para aumentar el pleonasmo, murió para siempre.

Alexiev dijo...

Es triste...

Best wishes from Buenos Aires...

http://www.alexiev.com.ar
Proyectos - Illustrations
Alexiev Store - venta de originales
@alexievg en twitter

carlos de la parra dijo...

Igual me quedé pensando que aparecía como una pieza triste o de realismo crudo o de humor negro o de haber caído en la común trampa de la obviedad.

Juanito dijo...

Cosas de la vida...
Muy bueno.
Saludos.

Decálogo para escribir microcuentos (Robado de la Escuela de escritores)


1. Un microcuento es una historia mínima que no necesita más que unas pocas líneas para ser contada, y no el resumen de un cuento más largo.

2. Un microcuento no es una anécdota, ni una greguería, ni una ocurrencia. Como todos los relatos, el microcuento tiene planteamiento, nudo y desenlace y su objetivo es contar un cambio, cómo se resuelve el conflicto que se plantea en las primeras líneas.

3. Habitualmente el periodo de tiempo que se cuente será pequeño. Es decir, no transcurrirá mucho tiempo entre el principio y el final de la historia.

4. Conviene evitar la proliferación de personajes. Por lo general, para un microcuento tres personajes ya son multitud.

5. El microcuento suele suceder en un solo escenario, dos a lo sumo. Son raros los microcuentos con escenarios múltiples.

6. Para evitar alargarnos en la presentación y descripción de espacios y personajes, es aconsejable seleccionar bien los detalles con los que serán descritos. Un detalle bien elegido puede decirlo todo.

7. Un microcuento es, sobre todo, un ejercicio de precisión en el contar y en el uso del lenguaje. Es muy importante seleccionar drásticamente lo que se cuenta (y también lo que no se cuenta), y encontrar las palabras justas que lo cuenten mejor. Por esta razón, en un microcuento el título es esencial: no ha de ser superfluo, es bueno que entre a formar parte de la historia y, con una extensión mínima, ha de desvelar algo importante.

8. Pese a su reducida extensión y a lo mínimo del suceso que narran, los microcuentos suelen tener un significado de orden superior. Es decir cuentan algo muy pequeño, pero que tiene un significado muy grande.

9. Es muy conveniente evitar las descripciones abstractas, las explicaciones, los juicios de valor y nunca hay que tratar de convencer al lector de lo que tiene que sentir. Contar cuentos es pintar con palabras, dibujar las escenas ante los ojos del lector para que este pueda conmoverse (o no) con ellas.

10. Piensa distinto, no te conformes, huye de los tópicos. Uno no escribe (ni microcuentos ni nada) para contar lo que ya se ha dicho mil veces.


Envía tus microrrelatos de no más de 200 palabras a elmicrorrelatista@gmail.com. Se irán publicando los mejores.