Daniel Galantz es un fantástico humorista gráfico que los que siguen este blog ya conocerán. Para los que no lo conozcan recomiendo que visitéis su blog GALANTZ.

Pues bien, cual fue mi sorpresa cuando hace unos días abrí mi correo y vi un mensaje suyo en el que me enviaba un bonito diseño para El Microrrelatista. Me gustó mucho y es el que podéis ver en la cabecera de esta página.

¡Gracias Daniel!

jueves, 2 de febrero de 2012

ROSAS

Quizás nunca le dijo, te quiero. Tal vez fue brusco en sus formas… a veces.
Pero desde la primera primavera que pasaron juntos, nunca faltan rosas frescas en su mesa.
Ella las mira con ternura cuando pasa cerca.

19 comentarios:

Byron Campoverde Cabrera dijo...

Que tierno*-*
Me gusta^^

ATENEA dijo...

Unas palabras tan sutiles como las delicadas rosas que las acompañan.
Me ha gustado mucho.
Un abrazo, Rosa.

Yashira dijo...

Qué ternura desprenden estas palabras... A veces esperando algo no nos damos cuenta de que tenemos mucho más.

Me gustó mucho Rosa, saludos.

Puck dijo...

Precioso. Coincido totalmente con Yashira :-)
saludillos

Raúl dijo...

Gestos endelebles.

Nicolás Jarque dijo...

Rosa, este relato refleja el amor en mayúsculas. Es así. A veces, no nos damos cuenta que poseemos un tesoro, el cual no apreciamos porque no es tan bonito como el de mi vecina.

Me gustó mucho, bessets.

LA NOVIA dijo...

Las Rosas de Rosa...

Hay personas a las que las palabras les quedan grandes, o esquivas, y sin embargo tienen una enorme capacidad de demostrar Amor...

Cuídate del que te lo dice cada cinco minutos... porque ni él está convencido...

Me encató Rosa

Besote

Paloma Hidalgo dijo...

En los detalles se esconden a veces sentimientos enormes, esas rosas lo demuestran. Muy tierno, muy envidiable.

Un abrazo

Nieves dijo...

Que bonito, y ahora que la primavera se acerca, parece que el perfume de las flores llegan hasta mi casa.

Besos:)

Cabopá dijo...

Las rosas siempre significan ternura y las más pasión...Ojalá siempre fuera la primera primavera...

Besicos

Adivín Serafín dijo...

Tenía grabado a la Rosa sanguinaria en sus microrrelatos, así que éste me ha dejado noqueado.

Cybrghost dijo...

Precioso. Los gestos no siempre son fáciles de ver aunque parezcan obvios. Y a veces se hace tarde.

xixe dijo...

A qué mujer no le gusta un ramo de rosas ? Saludos.

Juan Luis López dijo...

Gestos y no palabras llevadas por los vientos de aquí y allí.

Un abrazo!

Rosa dijo...

BYRON gracias!!!

ATENEA gracias por tus delicadas palabras.

YASHIRA ya sabes, la ternura suele esconderse en los pequeños detalles.

PUCK gracias ranita :)

RAÚL imborrables, si.

NICOLÁS te aseguro que sí sabe que tiene un tesoro, jejeje.

LA NOVIA si, el que mucho lo dice...

PALOMA muchas veces los pequeños detalles lo son todo...

Doña M... Ya queda menos, aunque con estos fríos la veamos muy lejana. Dentro de nada los almendros florecerán.

Cabopá la primera primavera casi siempre está, quizás solo debemos recordarla.

Adivín hay letras para todas las ocasiones jejeje.

CYBRG habrá que abrir bien losa ojos ¿No?

XIXE, no son solo las rosas...Si no lo que esconden.

JUANLU muchas veces son más importantes los gestos...

Gracias a todos por pasar a oler las rosas y besos desde el aire

Elysa dijo...

Delicado y bello como esas rosas.

Besitos

Ximens dijo...

No sé, aunque el micro transmite amor, ese "brusco" hace poner en reserva la relación. Pero bueno, si ella está contenta.

Yunuén Rodríguez dijo...

Me recordó una canción que fue popular en México hace unos quince años: "Ramito de violetas".

Zunilda Moreno (Millz) dijo...

La materialización de su forma de amar. Cotidiano, doméstico diría, cierto. Me ha encantado Rosa. Un abrazo.

Decálogo para escribir microcuentos (Robado de la Escuela de escritores)


1. Un microcuento es una historia mínima que no necesita más que unas pocas líneas para ser contada, y no el resumen de un cuento más largo.

2. Un microcuento no es una anécdota, ni una greguería, ni una ocurrencia. Como todos los relatos, el microcuento tiene planteamiento, nudo y desenlace y su objetivo es contar un cambio, cómo se resuelve el conflicto que se plantea en las primeras líneas.

3. Habitualmente el periodo de tiempo que se cuente será pequeño. Es decir, no transcurrirá mucho tiempo entre el principio y el final de la historia.

4. Conviene evitar la proliferación de personajes. Por lo general, para un microcuento tres personajes ya son multitud.

5. El microcuento suele suceder en un solo escenario, dos a lo sumo. Son raros los microcuentos con escenarios múltiples.

6. Para evitar alargarnos en la presentación y descripción de espacios y personajes, es aconsejable seleccionar bien los detalles con los que serán descritos. Un detalle bien elegido puede decirlo todo.

7. Un microcuento es, sobre todo, un ejercicio de precisión en el contar y en el uso del lenguaje. Es muy importante seleccionar drásticamente lo que se cuenta (y también lo que no se cuenta), y encontrar las palabras justas que lo cuenten mejor. Por esta razón, en un microcuento el título es esencial: no ha de ser superfluo, es bueno que entre a formar parte de la historia y, con una extensión mínima, ha de desvelar algo importante.

8. Pese a su reducida extensión y a lo mínimo del suceso que narran, los microcuentos suelen tener un significado de orden superior. Es decir cuentan algo muy pequeño, pero que tiene un significado muy grande.

9. Es muy conveniente evitar las descripciones abstractas, las explicaciones, los juicios de valor y nunca hay que tratar de convencer al lector de lo que tiene que sentir. Contar cuentos es pintar con palabras, dibujar las escenas ante los ojos del lector para que este pueda conmoverse (o no) con ellas.

10. Piensa distinto, no te conformes, huye de los tópicos. Uno no escribe (ni microcuentos ni nada) para contar lo que ya se ha dicho mil veces.


Envía tus microrrelatos de no más de 200 palabras a elmicrorrelatista@gmail.com. Se irán publicando los mejores.