Daniel Galantz es un fantástico humorista gráfico que los que siguen este blog ya conocerán. Para los que no lo conozcan recomiendo que visitéis su blog GALANTZ.

Pues bien, cual fue mi sorpresa cuando hace unos días abrí mi correo y vi un mensaje suyo en el que me enviaba un bonito diseño para El Microrrelatista. Me gustó mucho y es el que podéis ver en la cabecera de esta página.

¡Gracias Daniel!

viernes, 4 de noviembre de 2011

"mODaRY"


Demasiadas horas solucionando adivinanzas, crucigramas,  juegos de lógica, rompecabezas, sopas de letras, criptogramas, sudokus, arabescos o wordokus. No importaba el nivel de dificultad; no se le resistía ninguno.
Cada vez más rápido; sin errores; sin anotaciones a lápiz.
El día que apareció, por puro azar, en su monitor aquella palabra distorsionada, sintió que se encontraba por primera vez en muchos años, ante algo nuevo, sorprendente y con muchas posibilidades de juego. Fue su primer “captcha” (1)


Frente a él, la palabra “mOdary”… 
¿Por qué su ordenador le estaba ofreciendo esta palabra y no otra?... No tuvo ninguna duda. No apareció allí de manera aleatoria; debía existir una poderosa razón.
Se sentó frente a ella buscando un lenguaje oculto; invirtiendo el orden de las letras, sustituyendo vocales por números y consonantes por sílabas… la desmenuzó, casi la diseccionó buscando un mensaje
Horas, días y semanas con la misma fijación que no podía apartar de su cabeza… ¿Qué significaba “modary”?.
Un buen día dejó de ir a su trabajo de vigilante de seguridad, ése que le había permitido ser el rey de los pasatiempos. Solo llamó; dijo que lo había encontrado y colgó. 
¿Qué era lo que había encontrado?...
Días después, en su domicilio y bastante descompuesto, encontraron su cuerpo junto a un revólver Astra 960, calibre 38. Al lado de ambos, lo que parecía una nota de suicidio… O eso pensaron porque nunca, hasta hoy, nadie ha conseguido averiguar su significado…

 
(1) captcha: Prueba desafío-respuesta utilizada en computación para determinar cuándo el usuario es o no humano.

Towanda

14 comentarios:

Cybrghost dijo...

Una historia rara rara, no creo consiga descifrarla, pero me ha intrigado.

Rosa dijo...

Towanda me gustó cuando la leí en tu casa y ahora me ha resultado más gustosa, jeje.

Besazos desde el aire

Paloma Hidalgo dijo...

Que historia tan intrigante!!

Saludos

Towanda dijo...

Muchas gracias a los tres...

Cybrghost: Mejor no descifrarla porque podrías acabar mal, muy mal.

Rosa: Claro, porque eres un solete.

Paloma Hidalgo: Mucho, mucho.

Besos.

Elysa dijo...

intentar descifrar la captcha le costó muy caro ¡uff!

Besitos

El Eskimal dijo...

Vaya, parece un cuento de ciencia ficción. Ya entran nuevos elementos de nuestra vida cotidianan en la literatura.
Para dejar este mensaje me apareció Cenulp.

Lucas Fulgi dijo...

Muy divertido. Me encanta encontrar mensajes en la "verificación de la palabra..."- Cada tanto hay alguno bastante claro. Jaja

Saludos


pdt: astsha

carlos de la parra dijo...

Me queda claro que si es que sucedió ésto por un captcha, igual se hubiése matado por otra causa.
Pero así es, hay gente facilona para morir, y otros nos agarramos hasta con las uñas de los pies.

Towanda dijo...

Elysa: Creo, según me dijeron, que fue el mensaje encerrado lo que le hizo despedirse.
Gracias.

El Eskimal: "Cenulp", confío en que sean años de prosperidad.
Gracias.

Lucas Fulgi: A mí es que los captcha me ponen de "mala leche"...
Gracias.

Carlos de la Parra: Que no, Carlos, que no...
Es que, quizás, descubriera algo tan importante que probablemente era mejor irse. Bueno, no lo sé.

Muchas gracias a todos por acercaros.
Un abrazo y besos.

Nicolás Jarque dijo...

Towanda, ya me encantó leerla en su momento y afora cuando lo he vuelto hacer he tenido la misma sensación. Las obsesiones que malas son.
Un abrazo fuerte.

Towanda dijo...

Nicolás, ni que lo jures.
Un fuerte abrazo.

Tonet dijo...

Buenísimo :)La verdad es que es inquietante el concepto ...

Un abrazo

Towanda dijo...

Hola Tonet:

Verdaderamente inquietante... A ver que te sale ahora. ¡ojalá que no sea "mODAry", Jajajajaja.
Saludos,

Aikatherine dijo...

Gracias por Towanda, este fue de nuevo verdadera historia de un tópico, ah, con qué frecuencia los capricho , continuación, a veces, cuando estoy muerto, ya no necesita los códigos? Ayuda, como limpiar los cielos sin códigos? Y ayudar, cómo llegar a este servicio Site Translator. ? gracias por una buena historia, y la nieve primavera y besos fríos aquí en Finlandia, aikatherine

Decálogo para escribir microcuentos (Robado de la Escuela de escritores)


1. Un microcuento es una historia mínima que no necesita más que unas pocas líneas para ser contada, y no el resumen de un cuento más largo.

2. Un microcuento no es una anécdota, ni una greguería, ni una ocurrencia. Como todos los relatos, el microcuento tiene planteamiento, nudo y desenlace y su objetivo es contar un cambio, cómo se resuelve el conflicto que se plantea en las primeras líneas.

3. Habitualmente el periodo de tiempo que se cuente será pequeño. Es decir, no transcurrirá mucho tiempo entre el principio y el final de la historia.

4. Conviene evitar la proliferación de personajes. Por lo general, para un microcuento tres personajes ya son multitud.

5. El microcuento suele suceder en un solo escenario, dos a lo sumo. Son raros los microcuentos con escenarios múltiples.

6. Para evitar alargarnos en la presentación y descripción de espacios y personajes, es aconsejable seleccionar bien los detalles con los que serán descritos. Un detalle bien elegido puede decirlo todo.

7. Un microcuento es, sobre todo, un ejercicio de precisión en el contar y en el uso del lenguaje. Es muy importante seleccionar drásticamente lo que se cuenta (y también lo que no se cuenta), y encontrar las palabras justas que lo cuenten mejor. Por esta razón, en un microcuento el título es esencial: no ha de ser superfluo, es bueno que entre a formar parte de la historia y, con una extensión mínima, ha de desvelar algo importante.

8. Pese a su reducida extensión y a lo mínimo del suceso que narran, los microcuentos suelen tener un significado de orden superior. Es decir cuentan algo muy pequeño, pero que tiene un significado muy grande.

9. Es muy conveniente evitar las descripciones abstractas, las explicaciones, los juicios de valor y nunca hay que tratar de convencer al lector de lo que tiene que sentir. Contar cuentos es pintar con palabras, dibujar las escenas ante los ojos del lector para que este pueda conmoverse (o no) con ellas.

10. Piensa distinto, no te conformes, huye de los tópicos. Uno no escribe (ni microcuentos ni nada) para contar lo que ya se ha dicho mil veces.


Envía tus microrrelatos de no más de 200 palabras a elmicrorrelatista@gmail.com. Se irán publicando los mejores.